sábado, 12 de abril de 2008

LAS 3

.

Ya son las tres.

Te miro a los ojos y me encuentro poesía,
sabrosos versos que se mezclan
con la sal que hay en tus labios.

De tus manos salen palabras
melancólicas que desprenden belleza
y sin embargo esconden tristeza,
y me enamoran por ello, por su
simpleza y por ser tuyas.

Guardadas quedan en algún lugar
donde el corazón (seguro) llegue a encontrarlas,
y yo espero, aquí, a tu lado,
silenciosa,
observando como caen tus párpados.
(Me encanta)

Paseo mis dedos por tus pestañas,
luego los acerco a tus labios
y me quedo ahí, despierta,
queriendo parar el tiempo
y que sean las tres eternamente.


.

5 comentarios:

Larisavel dijo...

Que bonito, jo.

Hace tiempo que no me pasaba y he estado dando una vueltecita por tu escenario. Me gusta saber que hay cosas que nunca cambian. Gracias.

Muchos besitos

JuAntonio dijo...

.

Ya son las tres.
y mis ojos son poesía
mis labios versos de sal fina
y tú la poeta de mi vida.

De mis manos salen palabras
y de mis palabras más bellas
sales tú.. y ya no hay más tristeza.. ya me enamoras por ser tú, por tu simpleza.

Guardadas quedarán en tu corazón
por siempre.. ya las encontráste en el baúl me mi mente...
y espero en silencio.. mirándote..
sintiéndote, mis párpados calléndose...

Paseas tus dedos por mis pestañas,
y te pierdes en ellas...
luego los acercas a mis labios
y me pierdo en tus dedos,
me quedo ahí, casi dormido,
queriendo parar el tiempo
y que sean las tres
para siempre contigo...

мαяια dijo...

Joerrrrr... yo quiero saber escribir así!!! Te juro que me da una envidia bestial ehh!! Y aún encima... mira JuAntonio... es capaz de responder de la misma manera. ¿Por qué yo no? :(

El día en que repartieron el don de crear poesía yo debí ponerme borde con alguien en la fila y me echaron por ello... :(

Un beso (entre refunfuños) :P

Paola dijo...

Me uno a la envidia de Maria... increiblemente bonito este post!
Entre tu e Ivan Ferreiro, las tres van a acabar siendo la mejor hora del dia...

elpalabarista dijo...

Hola, Jara. Gracias por la visita.

Un brindis.